Publicado en herramientas, Opinión

No le saque el cuerpo a Twitter

 

ojalaleguste_blog

Alguna vez en clase un alumno me hizo una buena analogía entre Twitter y empezar a ir al gimnasio.Usted no sabe muy bien por qué lo hizo, ensaya algunas técnicas y cuando toma ritmo ya se le convierte en una rutina completamente natural, casi necesaria. También pasa que definitivamente usted deja que se venza su inscripción y pasa de vez en cuando a ver a la gente cómo sí hace el ejercicio que usted evitó mirándole de lejos tras los cristales y viendo sus resultados.

“No lo entiendo”, “Mejor no le sugiramos Twitter al cliente”, “mi marca no es de Twitter”, “para qué Twitter”… y así se puede sumar más a la lista de afirmaciones que dan la espalada a la red social con 310 millones de usuarios activos al mes, según cifras entregadas por Brandwatch.

Y para sustentar la analogía de “abandonar el gimnasio” de 1.3 mil millones de cuentas creadas, un 44% la crearon y la cerraron antes de publicar un tweet. Solo 550 millones han mandado un tweet alguna vez y 391 millones de cuentas no tienen ni un seguidor. Todo contrasta con los 500 millones de tweets que se publican al día, algo así, como los que sí siguieron con su rutina de ejercicio.

datos_twitter_ojala_le_guste2

El caso es que si en toda estrategia de comunicación en redes sociales, se busca interacción, Twitter, podría decirse, es la que más demanda a un buen conversador. Sí, Twitter se trata de saber conversar en un escenario de temas tendencia; el meollo está, en mantener el tono, estar en el momento indicado y ser selectivo en qué conversación participar.

Igual que en toda relación en Internet, se debe saber buscar a los seguidores que puedan soportarle una relación tribal, es decir, que tengan los mismos gustos y necesidades, recuerde que toda relación en la Red es una suma de intereses.

Ojo con solo enunciar, dedicarse solo a decir usted qué hace: esta manía me gusta compararla con esas malas citas donde el tipo habla eternamente de sí mismo, mientras usted solo quiere pedir la cuenta para irse y borrarlo de los contactos de su teléfono. Piense en qué trae consigo un buen conversador: algo de humor, datos chéveres y suele ser muy bueno hablando más sobre unos temas que otros; y sin embargo usted sabe qué hace, a qué se dedica y cuáles son sus fortalezas.

Mi punto es que debe haber un equilibrio entre la programación de tweets y la interacción con los usuarios en tiempo real: acciones como responder, dar Me gusta, o hacer un retweet son pequeños guiños que lo harán notarse en esa inmensa sala llena de conversaciones simultáneas.

Tras esta descripción obviamente el caso a tratar es la construcción de una buena línea temática en sus contenidos, seguir a las personas adecuadas (ojo, siga a la gente si quiere que le sigan), tenga paciencia porque el otro asunto es que usted debe demostrar que es buen conversador, que vale la pena seguirle para activar la conversación, dedíquele TIEMPO, sí, este es el otro “pero” que algunos le encuentran, porque para usted poder construir credibilidad en su campo de acción, necesita de tiempo y paciencia, si quiere tener una cuenta de calidad y no con seguidores traídos del mercado negro de Internet.

Autor:

Periodista, editora de Laureles Gourmet, directora de contenidos en Agencia El Grifo y profe universitaria. Amante del lenguaje digital, las asesorías en marketing de contenidos son mi goma, y como todo lo que uno hace por puro amor y gusto, suele antojar a quienes son testigo de ello.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s